Devastador fue el juego de Gonzalez ante Tommy Hass, destruyendolo en tres contundentes sets por